joaquín y conrado (dos clichés en uno)

La escena transcurre en Buenos Aires. Son las tres de la tarde en las intersecciones Scalabrini Ortiz y Las Heras. Es un día de sol en primavera. Joaquín (a quien sus amigos llaman "Juaco") y Conrado (a quien sus amigos llaman "Conra") caminan calle abajo por Scalabrini Ortiz. Ambos visten trajes claros. Llevan sus sacos a cuestas, colgando del dedo índice en mano izquierda, sobre sus espaldas.
(Las voces de Joaquín y Conrado deben leerse con idéntica prosodia, como si fuera una sola voz la que habla).

Joaquín: -Qué clase más aburrida. Adam Smith es un embole.
Conrado: (Asintiendo) -Sí, bodrio total. Pero en el parcial entra seguro,
así que vamos a tener que estudiarlo, me entendés?
Joaquín: (Recordando) -¡Uuu! Yo todavía no pagué.
Conrado: -¿El qué?
Joaquín: -El examen.
Conrado: -Ah, yo tampoco, tenemos tiempo.
Joaquín: (Cambiando de tema y maravilado con lo que ve) -¡Qué buenos zapatos!
¿Son nuevos?
Conrado: -No, pero están recién lustrados.
Joaquín: -Eso se nota ¿Cuánto te cobraron?
Conrado: -Cuatro pesos.
Joaquín: (Alterado) -¡¿Cuatro pesos?!¡Carísimo! (Con ironía)
-Pero con qué lustra esa gente... ¿Con betún o con petróleo?
Conrado: (Sonriendo) -Y bueno... pero mirá cómo quedaron...
Joaquín: -La verdad que sí, están buenísimos-mal!
Conrado: (Repentinamente) -¿Dónde dejaste el coche?
Joaquín: -Acá a dos cuadras ¿Seguro no querés que te alcanze?
Conrado: -No, yo estoy acá nomás, es un toque. Voy al Club, hago un poco de pool,
algo de tenis, me pego una ducha y estoy listo, me entendés?
Joaquín: -Qué copado un chapuzón ahora...
Conrado: -Hablando de chapuzón ¿Dónde nos vamos de vacas este año?
¿Volvemos a Punta?
Joaquín: -'Staría bueno un cambio ¿Por qué no nos vamos a mi dpto en Pinamar?
Conrado: (Con complicidad) -O si no nos vamos a Mardel.
Joaquín: (Sonriendo y con sorna) -No, eso sí que no... Eso es Constitución con playa,
me entendés?
Conrado: -Tal cual, tal cual.

(Cruzan la calle en silencio. Suben a la vereda. Reinician el diálogo).

Joaquín: -Me contaron los chicos que te van a ascender...
Conrado: (Orgulloso) -Sí, de nuevo. (Con gracia) -Preparate eh,
porque en cualquier momento te paso a buscar en el Mercedes.
Joaquín: -¡A full!
Conrado: (Cambiando de tema) -¿Te vas un toque a lo de tu novia ahora?
Joaquín: -No, Cande ahora está en el Gym. Más tarde paso a buscarla
y la llevo a cenar al Restó al que vamos siempre,
acá en Palermo Hollywood, me entendés?

(Llegan a la cochera. Se detienen en la entrada).

Joaquín: -Bueno Conra... ¿Te espero el finde en la quinta entonces?
Conrado: (Con entusiasmo) -¡Ni hablar! Nos comemos un asadito con los chicos,
nos tiramos a la pile. (Dilatando cada sílaba): -¡Nos-des-en-chu-fa-mos!...
Joaquín: -¡De una!
Conrado: -Bueno chabón, te dejo, me entendés?
Joaquín: -Oka, me entendés?
Conrado: -Cuidate, me entendés?
Joaquín: -Dale, chau chau, me entendés?

FIN

3 comentarios:

Fausta dijo...

entender el entendimiento que entienden de lo inentendible...
me entendesh? gordi? tash ahi?
tu - tu - tu... (el cel se quedo sin señal...).

Diego.- dijo...

Este texto me hizo acordar a Elena Cruz.
Como diría mi abuela "estos cagan más alto de lo que el culo les da"

Salut.

vladimir dijo...

Si la justicia existiera Elena Cruz ya hubiese tenido algún accidente fatal.